Manos a la obra, paso a paso

Paso 1. Cuanto antes te ocupes de la mancha de óxido, más probabilidades tienes de lograr el éxito. Tratar la mancha con un quitamanchas es, antes que nada, una solución ideal. Puedes probar con un producto ácido que puede que disuelva el óxido, como son Neutrex expert colores o Neutrex transpirex, ambos en spray.

 

Paso 2. En cuanto finalice el margen de tiempo indicado por el producto, lava la prenda con un producto adecuado al material. Para ropa de color, puedes confiar en Wipp Express Gel Azul.

 

Paso 3. Lava la prenda a la máxima temperatura que se indique en la etiqueta.

 

¡Listo! Cuando haya acabado el lavado, comprueba si la mancha ha desaparecido. Si no es así, repite el lavado o recurre a una lavandería profesional.

 

Consejo del experto: antes de aplicar el quitamanchas, comprueba que no daña los colores aplicándolo sobre una parte no visible de la prenda.

 

Los mejores trucos para sacar las manchas de óxido

¿Acabas de hinchar las ruedas de la bicicleta de revisar el aceite y te has manchado de óxido sin darte cuenta? Esto no significa que tu ropa se haya arruinado por completo. Con los consejos de Wipp Express, seguro que vences a estas manchas.

 

Selecciona el detergente y el quitamanchas

Debes decantarte por productos adecuados al color de la prenda perjudicada. Si la prenda es blanca, saca provecho del detergente en polvo Polvo Azul y, para ropa de color, decántate por un detergente líquido Gel Azul. Las cápsulas Discs 4 en 1 contienen quitamanchas, reuniendo el poder de cuatro cámaras para acabar con las manchas más resistentes.

 

Trata la mancha de óxido antes de lavarla

Aun cuando estés deseando acabar con esta mancha, revisa antes que nada que tu producto no ataca los colores, aplicando una pequeña cantidad en un área poco visible de la prenda. Si el color se mantiene, aplica el quitamanchas o el detergente sobre la mancha y déjalo actuar el tiempo indicado en el producto. En el caso de manchas grandes, será necesario emplear un producto profesional para retirar óxido, que encontrarás en las mejores droguerías. En cualquier caso, antes de aplicarlo tendrás que leer atentamente las indicaciones de empleo y seguirlas a rajatabla, así como las indicaciones de lavado de la etiqueta de la prenda.

 

Lavado de la mancha de óxido

Antes de enviar la prenda a la lavadora una vez has tratado la mancha, no descuides echar otro vistazo a la etiqueta la prenda. Lávala entonces a la máxima temperatura permitida con el detergente que desees utilizar.

 

Comprobación final y pasos a seguir

Si la mancha de óxido sigue donde estaba, tendrás que volver a tratar la mancha y lavar la prenda. No es recomendable dejarla secar en la secadora, porque la mancha podría fijarse a las fibras. Si bien la prenda aún puede usarse como ropa de bricolaje, no pierdas de vista que el objetivo es, precisamente, eliminar la mancha de óxido de tu ropa por completo.

 

Eliminar manchas de óxido de textiles especiales

¿Qué puedes hacer si la mancha de óxido acaba en una prenda que no puede lavarse en la lavadora? La mejor solución en este caso es lavarla a mano con un producto adecuado al material de le prenda.

 

Quitar manchas de óxido de ropa blanca

Estas manchas son realmente molestas en la ropa blanca. Es posible que tengas que lavar la prenda varias veces antes de que los restos de óxido desaparezcan por completo. Un truco que, además, te permite ahorrar agua, es: tratar la mancha antes del lavado tantas veces que, antes de lavarla a la máxima temperatura posible, ya haya blanqueado visiblemente.

 

Después de quitar las manchas de óxido de tu ropa

Tras deshacerte de las manchas de óxido en tu ropa, lávala junto al resto de tu colada en la lavadora con alguno de los eficaces detergentes de Wipp Express, como las cápsulas con cuatro cámaras Wipp Express Discs que combinan el poder quitamanchas con una fórmula para conseguir una suavidad, perfume y brillo en tus prendas. Recuerda elegir el programa adecuado en tu lavadora y seguir las instrucciones de lavado de las etiquetas.

 

Mejor prevenir que curar: evita las manchas de óxido en tu ropa

Aunque en ocasiones resulta inevitable mancharse la ropa, puedes tener en cuenta algunas precauciones para evitar padecer manchas de óxido en la ropa en el futuro:

 

  • Comprueba que las cuerdas del tendedero no tengan partes de metal al descubierto.
  • Utiliza pinzas para colgar la ropa de madera o plástico.
  • Verifica que en la puerta o en el tambor de la lavadora o la secadora no haya restos de óxido y suciedad.
  • Si utilizas plancha, comprueba que no hay restos de óxido en la superficie de la placa.
 

¿Necesitas consejos para eliminar otro tipo de manchas? Consulta otros artículos de nuestra sección de consejos quitamanchas. ¡Ninguna mancha se te resistirá!

Dale al play para escuchar el artículo

Your browser does not support HTML5 <AUDIO> element. Download audio.